martes, 10 de marzo de 2009

Heraldos Negros



Uno yo
Ariel Alvarado

2 comentarios:

Issa dijo...

Que poema por dios no hay comparacion... hay golpes en la vida!!! ufff claro que los hay, pero pasan... mientras que la sonrisa queda... abrazo

alejandro marré dijo...

Que buen trabajo del Ariel!!!! Con una dedicación especial a la silla de Lorena, pobre mi gorda!!! No aguantó el peso pesado jejejejeje!!!!!que guapa sale allí amore...